Tengoku Cha

Una píldora de bienestar​

Una experiencia para detener el ruido interior y volver con energías renovadas.

Aparta la prisa, reduce el stress, maneja la incertidumbre y regálate una experiencia que te permita volver a tu realidad con energías renovadas, una mirada serena y la convicción de que gestionar tu vida puede ser algo mucho mas sencillo de lo que ha sido hasta ahora, y lo más importante, está a tu alcance.

Sumérgete en un espacio de confort, a través de la respiración consciente, la presencia plena y ritual, y el masaje craneal, (con opción de jardín japonés de arena).

Contenido

La respiración es nuestro ancla hacia la calma. Conectar con nuestra respiración es crucial, y no siempre nos damos cuenta. La respiración consciente nos ofrece un camino hacia la serenidad interior.

Con cada inhalación, nutrimos nuestro cuerpo; con cada exhalación, liberamos tensiones.

La respiración nos recuerda constantemente nuestro poder para encontrar equilibrio en medio del caos. Permitámonos ser conscientes de lo primero y lo último que haremos,  descubriendo la profunda quietud que yace en nuestro interior.

La presencia plena nos invita a saborear cada momento, encontrar belleza en lo cotidiano y apreciar los ritos que nos conectan con el aquí y el ahora.

El arte del ritual del té, nos enseña a cultivar la atención consciente en cada paso. Desde la preparación hasta el primer sorbo. En cada taza, encontramos una oportunidad para detenernos, tomar consciencia y sumergirnos en una profunda  experiencia sensorial. Te proponemos practicar la atención plena conectando con la calma y la gratitud, para estar mas presentes en nuestras vidas.

Las antiguas tradiciones nos descubren un tesoro de sabiduría en el masaje craneal.

Partimos de la inspiración en prácticas ancestrales que nos enseñan que el cuidado de la cabeza promueve el bienestar físico y la armonía espiritual.

  • Champissage (Deriva de la medicina ayurvédica), nutre mente y cuerpo, alivia tensiones y fomenta la relajación.
  • Shiatsu craneal, basado en los principios de la medicina tradicional japonesa. Promueve la relajación y alivia el estrés.

Beneficios: Relajación muscular, reducción de estrés y ansiedad, liberación de tensiones, mejora de la circulación sanguínea en el cuero cabelludo, alivio de dolores de cabeza y migrañas. 

Aplicamos técnicas manuales respetuosas con el cuerpo, placenteras y relajantes: presión, amasamiento, fricción, golpeteo, vibración, empuje, digito presión, bombeo suave y scratching.
__________________________________________________________________________________
– En la reserva individual existe la opción de cambiar el masaje craneal por la experiencia de Jardín japonés.
– La reserva para dos  y para tres  personas de TENGOKU-CHA incluye ambas opciones: masaje craneal y jardín japonés.

Tú recibirás el Cheque Regalo, y sólo acordaremos fecha con tu invitado, una vez nos indiques que se lo has entregado.

Galería de fotos

Hacia el propio bienestar

El camino mas cercano del bienestar personal es el que está en  nuestro interior y depende absolutamente de nosotros mismos. Técnicamente es muy sencillo, practicar la atención y la presencia plena (mindfulness), la respiración consciente, la escucha y la apertura, dinámicas todas ellas que permiten experimentar nuestra vida de modo más completo y consciente, encontrando mayor paz interior y propiciando la conexión con nosotros mismos y con los demás. Desde nuestro TENGOKU CHA te ayudamos a que sea más fácil.

Atención y presencia plena

El ritmo acelerado de la época que nos ha tocado vivir a menudo nos lleva a estar atrapados en un constante estado de agitación mental. En medio de las responsabilidades, los compromisos y las distracciones constantes, es fácil perderse en pensamientos sobre el pasado o preocuparse por el futuro. Es aquí donde entra en juego el poder de la atención plena también conocida como: mindfulness.

El mindfulness se refiere a la práctica de prestar total atención al momento presente, sin juzgarlo ni tratar de cambiarlo. Es una forma de ser consciente de nuestro cuerpo y de la repercusión de nuestras experiencias, cultivando una mayor claridad y aceptación. Al practicar la atención plena nos permitimos estar del todo presentes en cada momento, lo que nos ayuda a reducir ansiedad y estrés, impulsándonos a sumergirnos en la belleza de lo pequeño y cotidiano.

La absoluta presencia se refiere al hecho estar totalmente presentes en el aquí y ahora. Es el arte de enfocar nuestra atención en este preciso momento, liberándonos de distracciones y pensamientos que nos alejan de la vivencia directa. Al estar despiertos y conscientes en cada situación, podemos saborear plenamente la vida y encontrar mayor conexión con nosotros mismos y con los demás.

Respiración consciente

Uno de los pilares fundamentales de la práctica de la atención plena es la respiración consciente. La respiración es una función vital de nuestro cuerpo que a menudo pasamos por alto. Al prestar atención a nuestra respiración y practicarla de modo consciente, podemos relajar nuestro cuerpo, calmar nuestra mente, y entrar en un estado de mayor calma y sosiego. La respiración consciente implica tomar conciencia de cada inhalación y exhalación, percibiendo cómo el aire entra y sale de nuestro cuerpo. Al dirigir nuestra atención a la respiración, nos anclamos en el presente y nos alejamos de los pensamientos y preocupaciones que nos agobian. La respiración consciente nos permite encontrar un refugio interno de paz y serenidad en cualquier momento y lugar.

Escucha activa

La escucha activa es otro aspecto clave. Escuchamos a los demás, con demasiada frecuencia, de manera superficial, pensando en nuestra respuesta o distraídos por nuestros propios pensamientos. La escucha activa implica prestar total atención a la persona que expresa, sin juicios ni interrupciones, centrándonos en lo que nos está contando. Al escuchar activamente, nos conectamos de manera más profunda con el otro, mostrando empatía y comprensión. Esta práctica fortalece nuestras relaciones, promueve una mayor comprensión mutua  y nos permite construir conexiones más auténticas y significativas. 

Apertura

La apertura es un estado receptivo de mente y corazón, donde permitimos que las experiencias se desarrollen sin aferrarnos o resistirnos a ellas. Al practicar la apertura, nos liberamos de las limitaciones y las expectativas abriéndonos a las infinitas posibilidades que el momento presente ofrece,  abrazando la vida tal como es. Cuando no se puede cambiar lo que hay, aceptarlo permite que encontremos una mayor paz y equilibrio.

Consciencia

La consciencia es el estado de darse cuenta de nuestros pensamientos, emociones y sensaciones corporales sin identificarnos, ni dejarnos llevar por ellos. Es la capacidad de observar con claridad y sin juicio nuestras experiencias internas y externas. Al desarrollar la consciencia, cultivamos una mayor comprensión de nosotros mismos y de cómo interactuamos con el mundo que nos rodea. Esta práctica nos permite responder en lugar de reaccionar impulsivamente, promoviendo mayor tranquilidad y sabiduría en nuestras acciones.

Meditación

La meditación es una poderosa herramienta para cultivar el mindfulness, la atención y la presencia plena, la respiración consciente, la escucha, la apertura y la consciencia. A través de la meditación, me tomo un tiempo para estar conmigo mismo, para calmar la mente observando mis pensamientos y emociones sin aferrarme a ellos. Es un espacio de quietud y silencio donde me conecto con mi esencia más profunda.

Durante la meditación, me enfoco en mí, dirigiendo mi atención a algo concreto y presente, como mi respiración, mis sensaciones corporales o me centro en recitar un mantra. Al entrenar mi mente para estar presente en este preciso momento, con mínimas interrupciones, desarrollo una mayor claridad mental, reduzco el estrés y cultivo una mayor paz interior.

La meditación nos brinda un espacio de silencio y serenidad donde nutrir cuerpo, mente y espíritu.

Jardines japoneses de arena

Los Karesansui, otra forma de atención plena .https://www.catacata.com/jardines-japoneses/

Tú recibirás el Cheque Regalo, y sólo acordaremos fecha con tu invitado, una vez nos indiques que se lo has entregado.